logo

Cat / Esp / Eng

Entrevista:

Diego Modino: "Efímera es un pequeño cuento de hadas"

El director madrileño Diego Modino es el ganador en el Festimatge de Calella de este 2014 gracias a su cortometraje "Efímera", un trabajo visual muy impactante, un pequeño cuento de hadas, que ya ha recibido premios en más de 30 países. Al jurado del Festimatge le gustó el contraste que ofrece entre dos mundos.



Text: Àlex M. Franquet
Calella.


- Ha recibido más de 45 premios y estuvo seleccionado a los Goya. ¿Esperaba esta reacción tan positiva? ¿Qué recorrido va a tener en más festivales el corto?
- Mientras trabajaba en el corto a veces me daba por pensar cual sería la reacción del público ante una propuesta un tanto radical como la que presenté en este corto. En realidad, ni yo mismo sabía muy bien lo que tenía entre manos, pero sí que era consciente de que las reacciones podían ir desde el rechazo a lo contrario. Sabía que habría una parte del público que entraría en el juego que planteo y otra parte que no. Para mi lo importante es que no dejara indiferente, para bien o para mal. De ahí a pensar que recibiríamos tantos premios y que el corto se vería en más de 30 países, la verdad es que ni en mis mejores sueños lo habría imaginado. No hay nada más gratificante para un director que su trabajo sea visto y no ignorado.


- ¿Como lo describiría? ¿Por qué contrasta tanto dos mundos?
- Para mí, "Efimera" es un pequeño cuento de hadas, en el que he querido enfrentar el mundo fantástico y lleno de inocencia de la infancia, con sus sueños todavía intactos, con el mundo más decadente de lo adulto. Creo que según vamos madurando como personas, nuestra imagen pura del mundo se va degradando poco a poco, nuestros sueños se van transformando, quizás diluyendo, y nos volvemos más pragmáticos. Con esta historia quise jugar con la idea de que parte de lo que éramos en nuestra infancia, nuestra manera de mirar el mundo con fascinación sigue estando ahí, solo que está enterrada bajo capas y capas de una realidad más compleja que es la que conforma nuestra experiencia de vida. Para apoyar esa idea creé un estilo visual de dos mundos contrastados, un mundo más rural, ecológico y otro más decadente e industrializado. Por otro lado, creo que esa lucha está hoy en día bastante vigente.

- ¿Cómo consiguió la participación de Asunción Balaguer, la que fue mujer de Paco Rabal? De ser todo un lujo contar con ella ¿Le dijo que sí rápidamente?
- Conseguí la participación de Asunción contactando directamente con su agente pero sin muchas esperanzas, dado que era un cortometraje y, además, el guión era bastante críptico, muy conceptual. Para mi sorpresa Asunción me llamó al poco tiempo diciéndome que le había encantado y que quería hacerlo.

- ¿Qué resultado le dio Asunción?
- Al ser el corto una pieza eminentemente visual, necesitaba a actores con un físico muy concreto y, en ese sentido, Asunción cumplía a la perfección lo que buscaba en el personaje, esa idea de la abuela tierna de cuento, que todos hubiéramos querido tener. Pero es que, además, Asunción tiene una capacidad gestual sorprendente que era muy importante para su personaje al estar desprovisto de diálogos.

- A Paula Peñalver, la niña del corto, que ya no es tan niña ahora, le augura un futuro en el cine, porque ella dice que quiere intentarlo.
- Yo creo que tiene capacidad y talento de sobra para dedicarse a ello si le pone empeño.
Para ella, ésta fue su primera experiencia y fue tan positiva que le ha entrado el gusanillo. Ahora mismo sé que está tomando clases de interpretación. ¡Espero que le vaya muy bien!

- ¿Cuál es el origen de este corto? Comenta que le sale de una imagen concreta.
- La verdad es que el origen del corto tiene poco que ver con aquello en lo que ha acabado convirtiéndose. A muchos les sorprendería que la idea me la dieron los etarras que anunciaron la tregua hace ya algunos años. Me impactó esa imagen de los tres encapuchados sentados tras una mesa y lanzado su mensaje de tregua. Me parecía una imagen ridícula pero, al mismo tiempo, aterradora por pensar en la violencia irracional que esos tres encapuchados con boinas eran capaces de ejercer. De repente, me vino la imagen a la cabeza de una niña en traje de ballet enfrente de aquellos tres hombres. Me gustó ese contraste y me pregunté si aquellas personas que, en general, utilizan la violencia de manera sistemática son capaces de emocionarse al ver algún tipo de belleza. Así que la idea surgió de ahí, pero mi corto está muy lejos de ser algo político.

- El rodaje duró bastante tiempo. ¿Fue sólo por la postproducción y los efectos especiales?
- El rodaje duró mucho tiempo, sobre todo, por la complejidad de lo que debíamos rodar. Yo era el productor también y no tenía la capacidad ni financiera, ni organizativa, para rodarlo todo del tirón, así que tuvimos que rodar el corto en nada más y nada menos que en ¡5 partes! Si, a eso, le sumamos que en total había 70 planos con efectos especiales, podéis imaginaros por qué tardamos tanto tiempo en terminarlo.

- Ha recogido el premio en Calella el responsable de ilustración, David García. ¿Está contento con su trabajo?
- La tarea de David fue la de diseñar el cartel del corto. Para mí es importantísimo ya que esa imagen es la que va a representar tu trabajo en todos los soportes y debe de ser capaz de atraer la atención del que lo ve y de resumir el espíritu de la película. Para mí, es una parte más de la narrativa global de la historia. Para que entendáis la importancia que tiene, tardé meses en encontrar a la persona adecuada para hacerlo. Contar con el talento de David fue una increíble suerte.

- ¿Qué proyectos tiene en mente? ¿Puede darnos algún detalle?
- Tengo varios proyectos sobre los que estoy trabajando. Por un lado, estoy desarrollando una versión larga de "Efímera" que me gustaría hacer en animación, desarrollando los personajes y el mundo visual del corto. También estoy desarrollando una historia de ficción, pero es muy pronto todavía para hablar en detalle sobre ello, ya que de momento está en estado embrionario.

- Nuestro festival tiene la particularidad que reúne en uno solo la fotografía, el cine y el cine en formato 9'5. Somos el único de España. ¿Qué le parece esta idea de mezclar disciplinas?
- Me parece genial este tipo de propuestas. Festivales de cine hay muchos y este tipo de propuestas como la vuestra nos ayudan a reflexionar sobre lo visual desde otras perspectivas aportando las visiones personales de artistas en distintas disciplinas. ¡No puede ser más que enriquecedor!


Para más información:
http://vimeo.com/63748935
http://www.efimerashort.com/